Peticiones concedidas

Estaba aun llorando cuando su madrastra lo llamo para decirle que su padre había muerto. No había terminado de adaptarse a la idea de que su familia se había desarticulado por la culpa de una abogada que más que  salvaguardar los bienes de su padre se había logrado hacer con la mayoría de ellos al casarse con  su viejo en una época de su vida en que no podía distinguir una manzana de una pera,  producto de una enfermedad que lentamente consumió sus facultades motrices y mentales.

-Necesito que me mandes un tarro de la rica mermelada  de mango que hace tu mamá.

Concluyo la funesta llamada con esa petición que pronunciada con su asquerosa voz  le removió las entrañas. En la llamada no solo le pidió un tarro de mermelada, sino que también le pidió descaradamente que la hiciera llegar a su oficia una muestra de ADN para estar cien por ciento seguro de su paternidad a la hora de leer el testamento de su difunto padre.  Todo en la misma llamada que le anuncio la muerte del mismo.

Al día siguiente le pido a su madre que le preparara un tarro de mermelada de mango. Mientras se preparaba para el funeral de su padre recordó como era su vida antes de que aquella mujer irrumpiera en sus vidas con gestos amables y sonrisas de cariño. Miró al cielo y trato de imaginar como fueron los últimos días de su padre en una cuidad que no tiene compasión de los enfermos y miro las polvorientas calles de su pueblo y solo pudo lamentar que su padre quizás sin querer no pudo recibir las atenciones necesarias para una enfermedad como la suya producto de las decisiones que tanto mal les habían causado a él mismo como su familia.

No pasaba un día después de la muerte de su padre sin que su ahora ex madrastra no le exigiera las pruebas de ADN para hacerle llegar su parte de la herencia. Sabia que era una artimaña, sabrá Dios con que fin por parte de su madrastra para retrasar los tramites legales porque aparte de que era de conocimiento publico la legitimidad de su apellido, nadie tenia duda de su condición como hijo primogénito.

Pasaron semanas y la herencia de su padre no terminaba de llegar, no se molesto en viajar a la cuidad para hablar con ella en condición de abogada, esposa legitima y tutora porque sabia que no lograría nada ya que en cada llamada siempre terminaba por pedirle constancias de ADN y como si de una amiga se tratara con una risa amistosa y un hipócrita adulación le recordaba que estaba esperando el tarro de mermelada de mango que tan ricamente su madre preparaba.

Un día le mando el tan deseado tarro de mermelada y como no, también el ADN para fines de estudios científicos en los que determinar su parentesco genético con el fallecido.  No pasó una semana y lo llamaron del banco diciéndole que una cuantiosa suma de dinero había sido depositada a su nombre.  No puedo describir su emoción y alegría al saber que ahora podría saldar las deudas dejadas por su padre a él y a su madre después que los abandono por esa abogada.
Estaba feliz por saber que ahora su madre y su hermanito podrían tener por lo menos lo necesario siempre.

Cuando llego a su casa corrió a su computadora a ver sus cuentas en el banco por Internet y se encontró con un correo de parte de su madrastra con unas tristes líneas rezaba lo siguiente.

Gracias, recibí la mermelada, creo. También el ADN, pero en vez de una muestra de laboratorio me enviaste un frasco con excrementos para que yo misma haga las pruebas. Hasta ahí no hubo problemas, el problema fue que los enviaste, el frascos con el excremento y el de la mermelada en el mismo embase térmico, con frascos del mismo color,  tamaño y forma.  Lo que provoco que creyera que ambos eran mermelada.

Luego supe que no, que uno era dulce de mango y él otro simplemente mierda, pero lamentablemente,  para cuando me di cuenta ya era demasiado tarde.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s