Anécdota – + estado de animo – = conflicto

picture1

 

Una vez  escuche decir que para un conflicto o pelea no se necesitan dos personas, que solo se necesitaba que una de ellas tenga la ropa de pelear puesta. Ayer descubrí que es verdad, teóricamente lo sabia, pero hasta ayer vi la teoría convertida en hecho. Estaba incomodo, en buen dominicano, encojonao, mientras hablaba con una compañera de un programa de radio en el cual colaboro la ofendí si necesidad y  en una opinión que deje en un blog me di cuenta que también fui áspero con ella. No lo note en el momento pero después de una rato solo en mi casa al medio día me di cuenta que el problema de mi incomodidad no eran ni la amiga, ni el post en donde había opinado cargado de no se que. El problema era yo.

 

Una vez trabaje en el Ingenio Barahona, acababa de dejar un buen trabajo en santo domingo para trabajar en este lugar por la ventaja de estar en mi casa y que también era un muy buen trabajo, todo iba bien hasta que me toco un jefe extranjero, un suramericano que tenia la costumbre de tratar a los empleados con la punta del pie, los maltrataba verbal y hasta físicamente. Todo en el trabajo marchaba bien hasta que un día me dijo idiota, vos sos una vaca… No lo volvió a decir dos veces, le tire el escritorio encima, junto con la silla y le dije una retajila de malas palabras, el buen hijoeputa no dijo nada, se metió la cola entre las piernas y se fue, para  mi sorpresa no me boto de la empresa aun siendo dizque el hijo millonario del dueño, pero yo renuncie al poco tiempo. 

 

Me tenía irritado ver como los dominicanos a veces nos prostituimos por un plato de comida, viene un indígena, lo digo en serio, salido de un cañaveral a nuestro país y nos trata como mierda y todos en el ingenio que dicho sea de paso es nuestro pero Leonel lo arrendó nos quedamos como si nada. El tipo caminaba encima de los dominicanos y se limpiaba el culo con cualquiera.

 

Amamos que nos pisen y es peor si el extranjero es blanco o americano, hay si que nos volvemos unas putas,  hacen lo que quieran, caminan sin camisa por la calle, se orinan en los monumentos y nadie les dice nada porque son bonitos, pero si es un negro feo lo matamos a palo, si un blanquito nos pide agua se la damos sentado en la sala, pero si es negro no se la damos y si lo hacemos lo dejamos en el sol, y en un jarro viejo. Estoy hiperbolizado, esta claro que no están todos los que son ni son todos los que están, pero eso nos pasa mucho. Yo no tengo problemas con los extranjeros, tengo problemas con los que abusan y pisotean y mi mayor respeto, como dicen los borrachos, para los suramericanos, especialmente a mi amigo guatemalteco Kevin. 

El caso que quiero destacar es que después de varias ocupaciones nos ha quedado la cultura de ser sirvientes y aguatar lo que nos vengan a decir a nuestra cara y en nuestro país un extranjero, eso sin mencionar la mierda que se come cuando uno es el inmigrante en otra tierra,   lo digo también porque  debajo del apartamento que vivo vive un alemán, le da agua a beber a cualquiera, le molesta todo y la palabra con la que se refiere a los dominicanos es chota,  no se que significa, pero no crea que sea bueno.

 

Bien, ayer estaba bravo, incomodo, y a leer un post de una blogger extranjera deje caer mi frustración en su blogg, creo que no fue correcta mi actitud porque lo que paso fue que mi problema con algunos extranjeros mas mi estado de animo produjo una opinión negativa y mal interprete la intención de la escritora, el caso es que le pedí disculpas entendiendo que no fui justo y no fue correcta mi actitud porque ella no es culpable de que seamos un nación sin identidad ni amor a nuestra cultura.

 

Es verdad que para entrar en conflicto no se necesitan dos, solo se necesita uno molesto o mal intencionado, lamentablemente ayer el molesto fui yo.

 

PD. A propósito del mes de la patria, ojala y algún día los dominicanos dejemos esta actitud de lambones que tenemos y dejemos de ser gente sin amor a nuestra cultura y costumbres y  la defendamos de toda invasión extranjera por mas pacifica que sea.

4 comentarios en “Anécdota – + estado de animo – = conflicto

  1. Primero que todo gracias la mencion de mi nombre en tu post y quiero decirte que tambien tengo un gran respeto por ti.
    Creo que con el tema que manejas aca es algo que pasa en toda latinoamerica o sino es asi al menos lo he visto tambien muy marcado en mi pais y sobretodo en el area donde yo vivo, aca muchas veces preferimos hacer lo que hacen otras culturas y consideramos lo autoctono como aburrido, tonto o incluso hasta ridiculo y no nos damos cuenta que si le damos la espalda a nuestra cultura pues ya no tenemos nada, y creo que ese es uno de los grandes problemas que tiene nuestra region latina.
    Que estamos mas ocupados de quedar bien con los de afuera que nos importa un carajo nuestro vecino y hermano compatriota.

    Lo que dices tiene mucha verdad.
    Saludos y bendiciones, hermano.

  2. Es que aún sufrimos del síndrome del Espejito.

    Chota aquí en NY es sinónimo de chivato o delator.

    Es bueno que te hayas disculpado con esa persona, eso dice mucho de ti. No todo el mundo está dispuesto a admitir que han cometido un error o que han tratado injustamente a alguien.

    Saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s