Preámbulo

Para mi lo mas difícil de aprender, adaptar y entender en esto de la blogsfera y su muy peculiar forma de manejarse, fue el separar lo que un escritor o Blogger decía realmente a la hora de escribir. Ósea, aprender a diferenciar cuando una persona estaba hablando sobre su entorno Blogger o lo que pasa en la blogsfera y lo estaba pasando en su “vida real” a veces es una línea muy delegada, a veces es difícil hacer la separación.

¿Pero porque digo esto?

Fácil, porque ayer publico Manuel B, un escrito sobre una conversación con una entidad muy famosa la cual no voy ni a mencionar, y yo hoy necesito desahogar algo que tengo en centro del cerebro y me ha creado un nudo en la garganta. Pero quiero y necesito que no se vincule este post con el de Manuel. Me he tomado la molestia de hacer este preámbulo antes de mi post porque lo respeto, ¿y si puedo evitar que se de otro mal entendido como ha pasado a veces y que algunos se den un festín hablando mierda, y creando chisme, porque no hacerlo? Aunque para ser sincero, me importa un pito lo que valla a pensar la gran mayoría, se que se de que estoy hablando, y algunos dos o tres también, y con eso me conformo.

El post se llama, adoración.

Generalmente la gente asume que adorar a Dios es cantar y hablar sobre el tema, que es inclinar la cabeza, decir una u otra cosa en tu idioma o en otro, no importa, que adorar a Dios es estar en algún lugar en algún determinado momento, un buen ejemplo se ve el domingo en la mañana. Que es hacer las cosas bien y no hacerle daño al prójimo. Asumimos que Dios existe y que si no voy por la calle matando gente y robando cosas estoy bien con El. Que Dios esta en todos lados y que no necesito dedicarme a una vida religiosa para estar con el, que soy o me siento lo suficiente buena persona como para considerarme cristiano. Que no necesito hacer mas nada que saber que el existe para estar “bien”

Esa es la visión generalizada sobre que es Dios y como estar con El. Hay otro caso que siempre analizo, es el ateismo, podemos ver a muchos jevitos con una camiseta que dice “I love Satan” como si nada, otros que se dedican al satanismo y su única justificación es que no creen en Dios, entornes yo les pregunto. ¿Como es que tu no crees en Dios y te dedicas a adorar a Satanás? No se supone que son enemigos y si existe en uno lo mas lógico es pensar que existe el otro, pero no, para ellos si existe el diablo, pero no existe Dios, y a eso le llaman ateismo, sin conocer ni que significa esa palabra. A lo mejor es mas fácil solo ver un lado de la moneda, el otro lado lo obvian como si no existiera, le dan un sentido a esa falta de sentido común y ni siquiera tienen clara una respuesta de porque hacen o dejan de hacer tal o cual cosa.

Es una mezcla de estupidez e ignorancia, estupidez por falta de materia gris e ignorancia de todo lo que sea importante en la vida. Y como dije ya, también porque es más fácil ignorar que Dios existe, es mas simple vivir asumiendo que nada es importante y que una vez guindes el tenis se acaba todo. A lo mejor es por esa razón que tanta gente vive sin una razón, y un día la vida se les vuelve una caja de basura, se suicidan o se pasan la vida dando túmbalos buscando una salida de su existencialismo, dando palmaditas en las paredes, buscando un dios en la oscuridad.

Y si se fijan bien, en eso esta la gran mayoría del la gente en el mundo, según dicen, cuando te des cuenta que estas del lado de la mayoría, es momento de sentarse, hacer una pausa y reflexionar.

Ese es un caso, otro caso es mas complicado, pasa no el mundo, pasa en la iglesia, algunos cristianos asumimos que adorar es cantar, hablar, dar saltitos y ya.

Adorar a Dios es vivir en constante concentración y noción de su existencia, es saber que el es espíritu y demanda espiritualidad, la gente generalmente asume que los cristianos tenemos la mente cerrada, que somos brutos y gente sin conocimiento, fanáticos, entre otras cosas mas. Pero no es así, bueno, no todos somos así, muchas veces tenemos la mente cerrada porque tenemos el alma cerrada, creemos que ser cristiano es un estilo de vida, en cierto punto es así, pero en otro no. Ser cristiano no es un estilo de vida monótona de ir a la iglesia, cantar, y volver a mi casa a ver novelas, a escuchar música y llenar mi cabeza y por ende mi cuerpo de la basura que hay en el mundo, la basura que generan las grandes compañías capitalistas, y la basura que generan otras personas.

Adorar a Dios es ser un ejemplo en mi vida y testificar con ella que realmente no soy el mismo. Dentro de todo lo que he dicho no debo dejar de decir que ofendemos a Dios cuando pecamos, y yo, como todo ser humano he pecado, he ofendido a Dios cuando he hecho cosas de las que me avergüenzo, pero dicho sea de paso, Dios no quiere gente perfectas, el quiere gente arrepentida.

Básicamente lo que me ha estado molestando es ver que hay gente que cree que adorar a Dios es con la boca, que es hablando bonito, a mi, que nadie me predique palabras bellas y sin sentido, que me predique lo que Dios quiere y que me desgarre el alma si es su voluntad, pero mas que nada que me predique con palabras, y me enseñe con el ejemplo.

Que viva lo que predica. Y repito, yo no soy perfecto, pero si no reconozco esa verdad no podré retractarme cuando me equivoque. Reconocer lo malo que hay en mí es mi mejor forma, creo, de hacer algo y cambiar mi mala actitud. Y claro, tratar de no cometer un error, el mismo error dos veces.

Adorar a Dios es humillarse, mas que cantar, vivir sabiendo quienes somos y hacer lo posible por mejorar las cosas negativas, adorar es saber que El es espíritu, entrar en esa dimensión que no podemos ver, pero que sabemos que existe, y adorar en vida, agregando a cada día, un poquito de verdad.

Un comentario en “Preámbulo

  1. Gran post y gran mensaje Víctor. Adorar a Dios va mucho más de lo que podemos apreciar y creer a simple vista. Es muy fácil decir yo adoro a Dios cuando mis pensamientos, mis acciones y mi corazón dicen otra cosa. Hay que admirar, hay que amar, hay que sentir para que el alma sea la que hable por lo que somos y lo que creemos.

    Un fuerte abrazo mi querido Víctor. Semanas sin pasar por aquí, pero estoy leyendo cada post que publicaste luego del 25 de agosto. Te quiero con todo mi corazón. Bendiciones.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s