Sin embargo.

Hablar contigo es como sentarse frente al mar y mirar fijamente el horizonte, es como meterse en le océano, mirar los colores de la vida submarina, dejarse sorprender por su perfecta armonía, disfrutar de su paz y olvidar que en la superficie hay una vida, es dejarse cautivar por su frescura, es como sentarse en la arena y jugar con tu cabello, es como estar a tu lado, mirar su sonrisa y sumergirse en el silencio.

-perdón, decías algo?

-No, nada, solo pensaba en voz alta.

Un comentario en “Sin embargo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s